Naming legal para logo de abogados

¿Cómo elegir el nombre de un despacho de abogados?

Comparte:

Quiero montar mi propio despacho de abogados, pero ¿cómo lo llamo?, nos decía un cliente el otro día, con cierto tono de desesperación. Elegir el nombre comercial de un bufete, o ponerle marca a un abogado freelance es un ejercicio, si cabe, más complejo que en otros sectores de actividad.

 

Por eso te damos 7 claves para elegir un buen nombre para tu despacho de abogados:

 

1.Tener en cuenta los aspectos legales

En este punto no deberíamos pararnos demasiado, sobre todo si eres abogado ;). Antes de decidirnos por un nombre comercial deberíamos revisar, en la oficina española de patentes y marcas, si la marca legal que queremos lanzar pueder ser susceptible de ser impugnada.Otro punto a tener en cuenta es comprobar la disponibilidad del dominio. En factoryfy recomendamos siempre adquirir el .com o el .es. El .com tiene más glamour mientras el .es tiene la ventaja de que geolocaliza mejor. Aconsejamos acudir al siguiente link para contrastar que nuestra marca es viable:

http://www.oepm.es/es/signos_distintivos/index.html

 

 

  1. Diferenciate del vecino del quinto, pero también del súper bufete

El sector de los abogados es maduro y altamente competitivo. En la profesión hay de todo; grandes bufetes, despachos medianos y abogados freelance. Se trata de un mercado atomizado donde el cliente potencial recibe constantes impactos comerciales en forma de recomendaciones, acerca de qué opción elegir cuando se tiene un problema legal. “Mi cuñado es muy buen abogado”, “el amigo de fulanito está especializado en eso”, “el despacho que le llevó el caso a Pepito gana siempre”, da igual, todos nos podemos sentir representados de alguna forma, en alguna de estas situaciones. Por eso es fundamental idear un nombre original, que no sea uno más. Tenemos que destacar.

Como ejemplo tenemos este logo para un bufete de abogados barcelonés, se pretendía fusionar dos términos, law y alliance, el resultado: http://factoryfy.es/portfolio/diseno-de-logotipo-abogados/

 

  1. Apellidos, nombres, asociados, ampersan y otras “obligaciones“ legales

En el mundo jurídico parece que lo nombres y apellidos tienen una importancia supina. Entendemos que en un auto o denuncia, es importante identificar al demandante o acusado, con su nombre exacto. Pero cuando decidimos que queremos montar un despacho jurídico, la cosa cambia. No debemos dar por sentado que el logo tienen que ser una prolongación del nombre o apellido del socio fundador. ¿Qué pasa si el nombre o apellido del abogado referencia es un nombre vulgar?, o ¿suena mal, es difícil de escribir o complicado de recordar?. ¿Debemos seguir adelante con el diseño del logotipo sin pensar, siquiera un poco?. En este punto es fundamental usar el sentido común. Si tu apellido suena bien, es fácil de recordar y es diferenciador, podría ser una buena idea, sobre todo en despachos pequeños o propuestas muy personalistas.

En cualquier caso, si te decides por un apellido familiar, una combinación entre los nombres de los socios, y poner el típico ampersan “&” seguido de asociados lee bien la clave 4 que viene a continuación. Ponemos como ejemplo GBA laboralistas, un despacho de derecho laboral con sede en Málaga donde usamos las iniciales del fundador para crear una marca potente:

http://factoryfy.es/portfolio/desarrollo-y-diseño-web-despacho-abogados-laboral-malaga/

 

 

  1. ¿Es un negocio? Pués entonces apuesta por una marca comercial

Este punto conecta con el anterior. Muchas veces se nos olvida que un despacho de abogado es un negocio, donde hay que hacer labor comercial, que tenemos que relacionarnos con clientes que demandan servicios jurídicos y, como en todos los sectores, hay muchas opciones donde elegir.  En un mercado tan atomizado, con tantos actores y contaminado con ideas preestablecidas lo mejor es contar con la ayuda profesional.

Por tanto, mejor crear una marca potente y diferenciadora, basada en un naming de calidad. Acorta tu nombre todo lo posible, cuanto más breve más potente. Hay que huir de marcas difíciles de pronunciar o deletrear, o de combinaciones de iniciales que suenen mal. En un mundo cada vez más digital, es importante que sea fácil buscarnos a través de internet usando los buscadores, principalmente Google. Muy importante es tener claro cuales es la ventaja competitiva, cuáles son nuestras áreas de especialidad, cual es nuestro público objetivo, en qué mercados operamos y que idiomas hablan nuestros clientes.

Un ejemplo claro es la start up legal abogadius: http://factoryfy.es/portfolio/desarrollo-web-startup-abogados/

 

  1. Aunque sea un despacho de abogados, hazlo simple.

Los asuntos judiciales, los juicios o cualquier tema administrativo suele ir aparejado de un proceso muy complejo para el resto de los mortales. Esta podría ser una explicación de porque los abogados insisten en seguir poniendo nombres “difíciles” a sus negocios. La marca, es la base de cualquier estrategia de comunicación, por eso es importante que se sencilla, de hecho, lo difícil es hacerlo fácil. O acaso a alguien le gusta que se lo pongan difícil. Por eso aconsejamos nombres cortos, fáciles de pronunciar y deletrear. Imaginate prescribiendo el servicio a través de teléfono. Ponemos como ejemplo el naming que hicimos para un nuevo concepto de asesoría fiscal online con sede en Madrid. Después de un estudiado proceso de naming el equipo creativo de factoryfy llegá al nombre comercial de “acuenta”. La asesoría fiscal que sale a cuenta. Una marca corta, muy positiva, relacionada con el tema fiscal por eso de las cuentas. En resumen una marca de primer nivel.

http://factoryfy.es/portfolio/diseño-web-para-una-asesoria-online/

 

  1. Personalidad sin tener que recurrir a tu nombre

En factoryfy siempre apostamos por dotar a nuestros proyectos de personalidad. El nombre de un despacho es la base de todo, después diseñaremos el logotipo y a continuación la estrategia de comunicación y más tarde el desarrollo de la web del despacho. Por eso tenemos que intentar idear un naming que sea diferente, que tenga una intención comunicativa y que sea coherente con nuestra idea de negocio. Aquí volvemos a hacer una mención al punto 3, podemos utilizar nuestro nombres y apellidos siempre que tenga sentido, que suene bien y que ayude a que nuestro proyecto legal prospere. Ponemos como ejemplo el naming de este despacho cuyo fundador se apellidaba García García, se ideó el nombre 2glaboral: http://2glaboral.com

 

 

  1. Y después del nombre, no te olvides del logo

El proceso de naming es una parte muy importante a la hora de crear una nueva marca, pero si queremos que nuestro despacho de abogados destaque sobre el resto necesitamos que una agencia “remate” el trabajo con diseñando un logo legal que nos dure al menos 10 años. El logo perfecto para un abogado debería ser simple, aplicable a todos los formatos, con pocos colores, armónico, equilibrado, original, creativo y coherente con el modelo de negocio del despacho jurídico en cuestión.

En factoryfy te podemos ayudar con el naming y el diseño de logotipo. Lo puedes ver en el siguiente enlace

http://factoryfy.es/logotipo/

Mail marketing para pymesCómo diseñamos un buen logo para tu empresa