Las mejor web para un arquitecto

La mejor arquitectura web para un estudio de arquitectos. Los mejores diseños web

Comparte:

Diseñar una web para un estudio de arquitectura es un reto gigante, precisamente porque el cliente es un arquitecto. Los arquitectos son una suerte de mentes a medio camino entre lo creativo y lo técnico. Acostumbrados a hablar con el espacio y jugar con los volúmenes, sabemos que el diseño de la página web tendrá que estar alineado con su criterio. Son perfeccionistas y prácticos pero si quieren escalar su imagen digital hasta el infinito, será bueno “retranquearse” un poco y dejarse guiar por auténticos profesionales en construir atmósferas webs que trascienden. En este artículo explicaremos de forma gráfica cuales son las claves del éxito de este desafío creativo, y aprovecharemos para mostrar ejemplos de webs realizadas por nuestro equipo, Nuestro portfolio habla por sí solo.

 

Empezamos mostrando una web de un arquitecto que enfoca su actividad de una forma clásica, mostrando los proyectos que a realizado. En la página de inicio aparece un vídeo que pone en valor la labor y personalidad del arquitecto en cuestión. Trabajando es su estudio bajo la luz de un flexo: https://theatlantic.es/inicio/

arquitecto diseño web arquitectos

Vamos por orden contestando todas las preguntas:

1. ¿Solo proyectos de arquitectura o tenemos estrategia de comunicación?

Puede parece una pregunta estúpida, pero la realidad es que la mayoría de los estudios de arquitectura se limitan a poner los proyectos más relevantes que han ejecutado y poco más. Se desprecia la comunicación y hay una ausencia total de estrategia. Después de muchísimas horas de conversación con arquitectos esto sucede por:

  1. La inercia de no poder pararse a generar una estrategia en un medio donde no se sienten cómodos.
  2. La inseguridad de qué mensaje transmitir al no ser expertos en Marketing 
  3. La dificultad de desligarse de la marca personal del arquitecto que es, además socio fundador.
  4. Pura pereza creativa, ¿si nos va bien así por qué cambiar?

 

Nuestra recomendación es clara: cuesta mucho “meter” a un cliente potencial en nuestra web, como para no impactarse con una página con efecto WOW. Tenemos que enganchar con la atención del usuario e impactar positivamente para que se refuerce nuestra propuesta de valor. Por hacer una analogía arquitectónica es lo mismo que cuando un arquitecto se presenta a un concurso importante, hay que cuidar cada detalle: la maqueta, el presupuesto, el concepto, la funcionalidades, los matices son en muchos casos los que hacen que se decante la balanza.

Con todo esto no queremos minimizar la importancia de los proyectos o el portfolio, todo lo contrario, proponemos cuidarlos al máximo. Pero de esto hablaremos más adelante.

Volviendo a al tema, hay que intentar generar preferencia a través de historias, anécdotas y contando las cosas de otra manera, siendo más inteligente o cercano para que “llegue” nuestra ventaja competitiva. No hacerlo sería, algo así como desaprovechar las vistas.

En este ejemplo de estudio orientado a negocios se juega con formas geométricas y eslóganes potentes e inteligentes para seducir a cadenas y multinacionales a contratar sus servicios de arquitectura y crear así espacios estratégicos.

http://origenstudio.es/

 

2. La imagen del equipo de arquitectos para generar un vínculo

La fotos del equipo son la cara de los profesionales que llevarán a cabo los futuros proyectos del estudio, por tanto sería muy bueno que tuvieran coherencia y consistencia. Organizar una sesión fotográfica en las instalaciones del estudio o en otro espacio con algún simbolismo, es una buena idea para generar confianza y traladar la idea de cercanía.

A todos los clientes potenciales les genera valor conocer los perfiles profesionales de los “genios” que levantaran los planes, las ideas y los sueños que preceden los planos, las estructuras y las obras.

¿Quienes somos?, esa es la pregunta  responder, por eso, podremos enriquecer los perfiles más allá del currículo, introduciendo aficiones o asuntos personales que puedan crear empatía.

Somos conscientes que las fotos retrato son incómodas para muchas personas, por eso una buena solución puede ser hacerlas en blanco y negro o hacer una foto de equipo grupal. En cualquier caso, si optamos por que no aparezcan fotos de arquitectos, no hay problema, pondremos el énfasis en otras secciones del menú para generar confianza y cercanía con el sitio web.

 

En esta ocasión esta pareja de arquitectos optó por no aparecer físicamente en la web. Nuestro equipo creativo apostó por compensar esta ausencia de “rostros” con una imagen muy atractiva del estudio de arquitectura y una explicación del logotipo.

 

pagina web de arquitectos

 

 

3. Los grandes estudios de arquitectura: los grandes enemigos

Cuando un arquitecto se plantea crear su página web o renovar la que ya tiene, hay un enemigo que es muy complicado de identificar, pero que está ahí: los grandes estudios o los arquitectos de referencia. El peligro reside en que en muchos ocasiones las páginas web de estos colectivos son mediocres o carentes de estrategia, pero claro, al tenerlos como referencia se distorsiona nuestro criterio y aplicamos una regla mental sin darnos cuenta: si ellos son los mejores tendrán la mejor página en internet, ¡quiero una igual! 

Nosotros como agencia de comunicación, como consultores de negocio con mucha experiencia en arquitectura y como expertos en el mundo web y todas sus derivadas, tenemos la responsabilidad de asesorar y enfocar bien el proyecto, codo con codo con el arquitecto para no dejarlo ir por el mal camino digital. 

Como nota aclaratoria tenemos que decir que también hay estudios top con páginas web tops como el ejemplo que ponemos a continuación.

 

 

4. La dicotomía de la web del arquitecto: mundo offline y mundo online

 

Los arquitectos son especialistas en activar los espacios y darle una función a los elementos arquitectónicos, entonces, ¿para qué sirve una web?, necesitamos conocer esta respuesta antes de ponernos manos a la obra con la construcción de nuestra propuesta de valor digital. 

Respecto al mundo offline la web tiene una función decisiva. En un contexto cada vez más digital, incluso cuando nuestra estrategia está centrada en acciones tradicionales como networking, boca a boca, patrocinios, visitar colectivos o presentarse a concursos, necesitamos una web que refuerce y consolide todo lo que hacemos. La web debe actuar como catalizador para que un cliente potencial se ponga en contacto con el despacho de arquitectos. Esto se consigue creando  universos de marca coherente con nuestra realidad y tocando la fibra de nuestro target. La evidencia es incontestable: lo primero que hace un cliente cuando le damos una tarjeta de visita en meterse en la web para seguir informándose. Si nuestra imagen esta mal planeada y “levantada” la probabilidad de éxito conseguir el trabajo decaerá en favor de otras opciones. Solo tenemos una oportunidad para causar una primera impresión. Por tanto, dotar a nuestro estudio de una página web repercutirá en la dimensión offline dando ese empujoncito para que el cliente nos llame, nos escriba, o se decante por nuestra firma.

 

servicios web arquitectura

 

En cuanto al mundo online, pocos estudios de arquitectura han concebido su web para “atacar” este ámbito de forma directa, o lo que también se llama con tráfico frío, es decir cuando el cliente potencial entra en nuestra web sin conocernos, simplemente busca un servicio y aparece nuestro estudio. Por tanto, hay que seducirlo sin ningún contacto previo. Aquí el ejercicio de cierre del acuerdo de colaboración es más complejo y elaborado, primero, de conectar con el cliente, segundo generar el lead y por último cerrar la venta. Lo primero que necesitamos en un presupuesto online para “meter” potenciales clientes en la web a través de Posicionamiento y Publicidad online, lo que técnicamente se llama SEO, SEM o SMM. 

Una vez el usuario está dentro de nuestra web, la experiencia de marca debe envolver al cliente para que dé el paso y nos contacte. A partir de aquí, la probabilidad de conversión se dispara.

 

5. Ya que hacemos la web, ¿Replanteamos el logo y la identidad corporativa?

Cuando un estudio de arquitectura cambia el chip, y se da cuenta de lo importante que es tener una web espectacular, es el momento perfecto para hacer un rebranding, si el logotipo no da la talla, claro. Y es que es evidente que el logo y la marca son la base de toda la identidad corporativa. Una web con malos cimientos corporativos acaba convirtiéndose en “un mal negocio”. Necesitamos un logo potente, legible, simple, diferenciado, bien construido, armónico, polivalente y súper aplicable y funcional. Y ya que nos podríamos incluso aprovechar y darle una vuelta al naming. Los nombres comerciales largos, difíciles de pronunciar o que no tiene un concepto detrás pueden convertirse en una muralla o un techo que  para la firma de arquitectos escale.

Ilustramos este punto con el trabajo de rediseño de marca que realizamos para este estudio de arquitectura. Alrededor de la letra “r” se dibuja una “r” conceptual con forma de plano.

redwood_academy_factoryfy_arquitectura

¿Tener planes paquetizados o vender online es una locura?

Como casi todo en la vida depende. Somos perfectamente conscientes que los estudios de arquitectura tienen muy complicado, por la naturaleza de la actividad que desarrollan, establecer planes de precio o vender online. Son proyectos complejos, de altas cuantías económicas y que implican muchas reuniones para establecer un presupuesto. Además, esto podría devaluar el prestigio de la firma y comprometer la capacidad para asignar los recursos en función a la complejidad de los retos que generen los trabajos en curso.

Dicho esto, surgen estudios que se dirigen a un perfil de cliente más masivo y que demandan servicios más estándar que empiezan a crear agresivas estrategias de marketing para llegar a muchos clientes de forma muy rápida. Las startups de arquitectura ya están aquí.

Ponemos de ejemplo este estudio súper especializado en alquiler vacacional: registro completa de vivienda turística, licencias y proyectos de cambio de uso de local a vivienda, todo con precio cerrado.

ammplio, 

El portafolio, los proyectos, la experiencia, la especialización.

Cuando un cliente entra en una web de arquitectura es muy probable que en la primera sección que entre sea la de portfolio. Con la potenciación y cuidado de nuestros proyectos realizados dentro de la web, podríamos pensar hace algunos años que podríamos querer presumir o sacar pecho frente a la competencia.

Nada más lejos de la realidad, si tenemos una estrategia para ilustrar lo que hemos hecho hasta ahora, podemos tener por seguro que esto tendrá un impacto positivo en nuestra facturación.

Los clientes quieren ver qué somos capaces de hacer. En nuestro caso particular como estudio de diseño web, algunos de los arquitectos que nos han contratado, han terminado confesando que lo hicieron, en gran parte, por los trabajos que teníamos desplegados en nuestra página. No es lo mismo hacer obra civil que edificios singulares, no es lo mismo tener una gran trayectoria en residencial que en oficinas corporativas. Es evidente que si tenemos un gran bagaje en un área de especialidad, el cliente interpreta que sabemos las claves y los entresijos del trabajo a realizar, y podemos generar mucho más valor que un estudio generalista

 

En esta web que desarrollamos para u arquitecto de Marbella, la prioridad era que luciese el portafolio de obras realizadas. Los proyectos debían estar en inglés y español, y dar al usuario de la web una idea aproximada del tipo de la especialización de este reputado arquitecto.

Página principal de la web de este arquitecto de lujo

Para cerrar el círculo sería interesante disponer de buenas fotos, vídeos, descripciones evocadoras, de hitos conseguidos y de una forma intuitiva de filtrar y clasificar los proyectos.

 

Cuando la arquitectura convive con otra actividad  

Los nuevos tiempos traen consigo la creación de nuevos modelos de negocio. Las fronteras entre sectores se empiezan a difuminar y surgen iniciativas que integran la arquitectura como servicio con otras actividades. Por ejemplo inmobiliarias que venden villas de lujo con un proyecto de reforma millonario o estudios que se abren al diseño industrial.

 

 

 

La nueva normalidad arquitectónica

La aparición del Coronavirus (COVID-19) ha sacudido el mundo tal y como lo conocíamos. Muchos expertos mantienen que nada volverá a ser como antes. Nosotros no somos expertos en sociología, pero lo que sí sabemos es que el virus ha perjudicado mucho más a los estudios de arquitectura que no tenían una buena página web o un plan online. Cuando nadie podía salir de casa, la página web era la imagen del arquitecto y el principal medio para contactar. Como en otras profesiones liberales: abogados, psicólogos, consultores, se han dado cuenta que hay que estar preparados para posibles rebrotes o situaciones similares, y empezar ya ha implementar una estrategia online empezando por el diseño de una página web de primerísimo nivel.

En factoryfy llevamos más de 10 años creando webs que van más allá de lo técnico y que generan emociones en los clientes potenciales

https://factoryfy.es/producto-web/

Portada de cómo escribir en un blog para posicionar SEOacademy_portada_factoryfy